LABORAL : Al final del año : regularización de retenciones mensual

 

Si las circunstancias personales y familiares de un trabajador se modifican durante el año, su empresa le debe regularizar el tipo de retención.

A estos efectos:
• Si usted conoce el cambio de dichas circunstancias (por ejemplo, aumenta la retribución al empleado, o transforma un contrato temporal en uno indefinido), debe
aplicar el nuevo tipo a partir del momento en el que se produzcan las variaciones.
• Si su empleado comunica un cambio en su situación personal (por ejemplo, el nacimiento de un hijo), el nuevo tipo se aplicará a partir del momento en que dicho empleado comunique las variaciones, siempre que lo haga con al menos cinco días de antelación a la fecha de preparación de las nóminas.

Para simplificar el trabajo administrativo, puede optar por regularizar las retenciones en abril, julio y octubre, respecto de las variaciones producidas en el trimestre anterior.

¡Atención!
Ahora bien, si tiene conocimiento de alguna variación en los meses de octubre, noviembre y diciembre, no podrá esperar al final del trimestre. En este caso deberá regularizar el tipo de retención en la nómina de ese mismo mes (o en la del mes siguiente si le han comunicado la variación con menos de cinco días de antelación a la fecha de confección de la nómina).

LABORAL : Permiso laboral para ir al médico ( acompañante )

 

Uno de sus empleados ha telefoneado al inicio de su jornada para comunicar que su hijo había enfermado, que debía acompañarlo al médico y permanecer todo el día con él, pues no disponía de ninguna persona en quien confiar su cuidado.

¿Quiere saber si está obligado a concederle ese permiso? El Estatuto de los Trabajadores no contempla un permiso específico para acompañar al médico a descendientes, en cambio, muchos convenios colectivos sí lo contemplan. Lo primero que debería hacer es comprobar qué dice su convenio colectivo al respecto y proceder de acuerdo a lo que éste disponga.

En el caso que su convenio colectivo no diga nada al respecto entendemos que la postura más adecuada de acuerdo a la evolución de la jurisprudencia, y la existencia de la ley para la conciliación de la vida laboral y familiar, es permitir que el trabajador/a disponga del tiempo que solicita. Hay que considerar el mismo como tiempo recuperable, debiendo recuperar esas horas en períodos de mayor producción, o bien, acordar que disponga de esos días como vacaciones.

IMPUESTO DE SOCIEDADES : Bases Imponibles negativas : minorización por reserva de capitalización y nivelación

 

¿ Se puede aplicar simultáneamente la minoracíón por reserva de capitalización y nivelación ?
¿ Cuál es el orden si existen también Bases Imponibles Negativas ?


Una de las novedades que trajo el nuevo impuesto sobre beneficios para 2015 (Ley 27/2014, de 27 de noviembre, del Impuesto sobre Sociedades), es la denominada Reserva de Nivelación.

¿En qué consiste?
Pues que en las Entidades de Dimensión Reducida (cifra de negocios durante ejercicio anterior inferior a 10 millones de euros), podrán minorar su base imponible positiva hasta el 10 por ciento de su importe (art. 105). De este modo, su tipo impositivo podrá ser del 22,5 % (25 % - 2,5 %).

Ahora bien, la pregunta es, ¿pueden las empresas de reducida dimensión aplicar también la reserva de capitalización?, la respuesta es que sí. Las empresas de reducida dimensión podrán aplicar las dos minoraciones, la minoración por reserva de capitalización y la minoración por reserva de nivelación. El orden debe ser aplicar primer la reserva de capitalización y después la reserva de nivelación, con lo cual el tipo impositivo final puede situarse en el (25 % - 2,5 % - 2,25 %) 20,25 %.


Existe una limitación, pues esta la minoración no podrá superar el importe de 1 millón de euros.

Esta minoración no la pueden aplicar aquellas ERD que inicien una actividad económica y tributen al 15%.

Esta minoración se produce para aplicarla durante los cinco ejercicios siguientes si se obtienen bases imponibles negativas o en caso contrario al finalizar los cinco ejercicios siguientes.

Es decir, nos estamos descontando ya, antes de que se produzcan, las posibles bases imponibles negativas que pudiera tener la empresa durante los cinco ejercicios siguientes. Es una especie de anticipación de compensación de bases imponibles negativas. Pero realizando esta compensación antes de que se produzca las pérdidas fiscales. Es algo así como "vender la piel del oso antes de cazarlo".

Pero claro, esto tiene un problema, y es en el caso que durante los cinco ejercicio siguientes no se obtengan basen imponibles negativas, porque si sucede esto, habrá que devolver lo que nos habíamos descontado de forma prematura.

LABORAL : Trabajar jubilado cobrando la mitad de la pensión

 

Desde marzo de este año 2013 se puede compatibilizar la percepción de la pensión de jubilación y el trabajo por cuenta propia o ajena, de forma que es posible continuar trabajando tal como se venía haciendo pero cobrando la mitad de la pensión a la que se tiene derecho.

Para acceder a esta modalidad de jubilación es necesario solicitar la pensión una vez cumplida la edad de jubilación ordinaria, 65 años y 1 mes en 2013 y 65 años y dos meses en 2014 y tener cotizados como mínimo 35 años

Cumpliendo estos requisitos, cualquiera que sea la jornada laboral o la actividad que realice el pensionista para compatibilizarla con la pensión, éstase cobrara a la mitad de la reconocida inicialmente, una vez aplicado, si procede, el límite máximo de pensión pública; o la mitad de la que se estuviera cobrando.

Mientras se realicen los trabajos por cuenta ajena o por cuenta propia, compatibles con la pensión de jubilación, los empresarios y los trabajadores cotizarán a la Seguridad Social únicamente por incapacidad temporal y por contingencias profesionales, pero además deberán pagar unacotización especial de solidaridad del 8%,no computable para las prestaciones.

En definitiva, si llega a la edad de jubilación teniendo  35 años cotizados y decide seguir trabajando puede ahora cobrar la mitad de la pensión de jubilación a la que tendría derecho. El día que decida dejar de trabajar definitivamente tendrá derecho a cobrar el cien por cien de la pensión.

IMPUESTO DE SOCIEDADES : Contabilice las provisiones

Si detecta que, como consecuencia de algún acontecimiento ocurrido, existe el riesgo de que su empresa deba asumir algún coste en el futuro, recuerde que según las normas contables está obligado a contabilizar una provisión...

Provisiones :
Riesgo futuro. Si a consecuencia de algún acontecimiento ocurrido existe el riesgo de que su empresa tenga que asumir algún coste en el futuro, puede contabilizar una provisión y deducirse dicho gasto en su Impuesto sobre Sociedades.

Reticencias. Hay muchas empresas que son reticentes a dotar estas provisiones y deducírselas (para evitar problemas con Hacienda, o para no deteriorar su imagen contable). ¡Atención! Pues bien, no haga lo mismo en su empresa: según las normas contables, los gastos deben contabilizarse en el ejercicio de su devengo. Y dado que las provisiones se devengan cuando se conoce el riesgo, es en ese momento cuando también deben contabilizarse, y no más tarde.

Criterio de Hacienda :
Contabilización posterior. Según el criterio de Hacienda en casos similares (deterioro de créditos, imputación de intereses devengados...), si su empresa no contabiliza la provisión en el ejercicio de su devengo y lo hace más tarde (cuando se produce el pago), asumirá las siguientes consecuencias:
 

  • Si no han transcurrido cuatro años, el gasto será deducible en el ejercicio en que lo haya contabilizado.

  • Pero si han pasado más de cuatro años entre el ejercicio en que su empresa debió dotar la provisión y aquél en el que la contabilice, Hacienda puede entender que se trata de un gastocorrespondiente a un ejercicio prescrito y que, por lo tanto, yano es deducible.


    Recomendación :
    Para evitar problemas, contabilice la provisión tan pronto como conozca el riesgo o, si prefiere esperar para hacerlo, no deje transcurrir el plazo de cuatro años indicado.